¿Cómo aparcar un dominio en nuestro cPanel?

Mediante lo que se denomina un parking de dominio podemos aparcar un dominio de nuestra elección en nuestro plan de alojamiento cPanel que tengamos contratado con nuestro alojamiento web. Aparcando un dominio secundario en el alojamiento de nuestro dominio principal conseguimos que ambos dominios resuelvan indistintamente con la misma página que tenemos colgada.

Un ejemplo de este caso se nos da cuando tenemos varias extensiones de un mismo dominio (.es, .com. .net, .org…) y solamente un plan de alojamiento contratado para una de ellas. Lo habitual es que queramos que todos los dominiso muestren la página principal, mediante un Parking de Dominios podremos hacerlo. Para poder aparcar un dominio o realizar un parking de dominio en el alojamiento del dominio principal deberemos seguir los siguientes pasos.
 

¿Cómo aparcar un dominio en cPanel?

Para poder realizar un parking de dominio o aparcar un dominio en el panel de control cPanel de nuestro alojamiento web deberemos seguir dos pasos para que la operación se lleve a buen término.

1. Modificar las DNS del dominio secundario.

Deberemos modificar las DNS del dominio que queremos aparcar para que sean las mismas que las del principal. Para poder modificar las DNS de nuestro dominio tendremos que acceder al panel de clientes de Hostinet. Dentro de la sección Mis Productos encontraremos nuestro dominio y podremos, pinchando en él, acceder a la opción Modificar DNS.

Las DNS pueden ser algo similar a lo siguiente, puesto que son las DNS más utilizadas en Hostinet, pero habrá que comprobar primero las de nuestro dominio principal para asegurarnos de que las que pongamos en el dominio secundario sean correctas.

dns1.hostinet.com

dns2.hostinet.com

2. Dominios aparcados.

En el segundo paso deberemos acceder al panel de control de nuestro alojamiento web cuyo acceso es similar a lo siguiente y buscar la sección Alias o Dominios Aparcados:

http://midominio.es/cpanel

Dentro de Alias o Dominios Aparcados podremos introducir nuestro dominio secundario para que empiece a resolver contra el mismo alojamiento. De esta forma también podremos disponer de otros servicios asociados al plan de hosting, como puede ser disponer de cuentas de correo electrónico para ese dominio.